EL QUISCO, Chile | 12 Noviembre 2017

Los pasados 11 y 12 de noviembre unos sesenta chavales de la parroquia del Beato Pedro Bonilli de Santiago de Chile, confiada a la Fraternidad de San Carlos, fueron a El Quisco, una localidad costera que dista más o menos una hora de la capital chilena. Los chicos pasaron dos días de convivencia entre paseos, juegos en la playa, cantos y momentos de encuentro. Como conclusión se celebró una asamblea final. La convivencia tenía por título «Los buscadores del tesoro»: entre nosotros existe un tesoro escondido que quiere ser encontrado, y somos amigos para ayudarnos a buscarlo.

Tambíen mira

Todos los eventos pasados